En voz alta

Cuento cuentos, escribo y pienso, aunque no siempre lo hago en este orden.

Disfrutar del viaje

Deja un comentario

El otro día mi hijo me contaba que había estado jugando con su amigo Enzo a buscar un tesoro. Me lo contaba ilusionadísimo.

–¿Lo habéis encontrado? –le pregunté.

–¡Si! –respondió, con un brillo en los ojos que deslumbraba.

–¿Y qué había en el tesoro?

Entonces se quedó callado, pensando, y dijo:

–Nada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s